cuidar un pottus- marta atram

Desgcárgate esta lista de la compra vegana y sin gluten con ideas de recetas gratis. ¡Está lista para imprimir!

♡ 

Cómo cuidar un potus: cuidados básicos

Si te encanta tanto como a mi el poto potus, sigue leyendo porque hoy te enseño cómo cuidar un potus, los mejores trucos y consejos para su mantenimiento que a mi me han ayudado a que esta planta sea la alegría de la casa.

Esta planta es una de mis favoritas para tener en casa. Crea un espacio verde y alegre de inmediato donde sea que la pongas. Además, es muy agradecida. Para mí es LA planta de interior. Digo que es muy agradecida, porque es ideal para los principiantes en cuidado de plantas, ya que requiere pocos cuidados. Saca hojas nuevas, prácticamente cada semana y además, tiene beneficios para la salud. Es una planta purificadora que mejora nuestro entorno y salud,  absorbiendo partículas tóxicas volátiles, aumentando la humedad del aire y, en menor medida, generando oxigeno.

cuidar un potus. marta atram



Origen del potus

Antes de que os cuente cómo cuidar un potus, quiero poneros en contexto de la planta. Al poto se le conoce comunmente por distintos nombres: poto, potus, pothos, devil’s Ivy, etc. Pero, su nombre científico es Epipremnum Aureum y pertenece a la familia Araceae (antes pertenecía al género pothos y, de ahí su nombre común).

Es originaria de las regiones del sudeste asiático, más en concreto de las islas tropicales del Océano Índico: Malasia, Indonesia, Nueva Guinea y las Islas Salomón. Es decir, zonas cálidas y húmedas. Por eso, no te extrañes si ves que en el baño o en sitios de tu casa que tengas más humedad, es más feliz.

cuidar un potus- marta atram

Cuidar un potus

Cómo te vengo diciendo, es una planta realmente sencilla de cuidar. Le gusta la humedad, pero no estar encharcada de agua. Con que la riegues una vez por semana, está bien. A mi, al menos una vez al mes, me gusta echarle un poco de fertlizante, para asegurarme que no le falta de nada, el que utilizo es un fertlizante líquido para plantas verdes con hierro y potasio, de la marca compo. Además, 1 vez al mes le paso un trapito húmedo a las hojas y con mucho cuidado, les quito el polvo que se les va acumulando, así podrán respirar mejor. También puedes meter la planta en la ducha y, en vez de regarla normal, la «duchas». Pero eso sí, antes de devolverla a su sitio, asegúrate de que haya perdido el exceso de agua.

El potus puede crecer sin dificultades en casi cualquier tipo de suelo, aunque en casa, para asegurarte de su desarrollo óptimo y de que tenga todos los nutrientes, se recomienda utilizar un sustrato universal promedio, que retenga bien la humedad.

Respecto a la luz, es una planta de media sombra. Le gusta la luz, pero si no tiene mucha también le gusta. Lo más importante es que no reciba luz directa del sol, ya que eso le hará daño. puede estar cerca de una ventana o en alguna habitación que reciba luz, que va a crecer bien. El baño es un sitio ideal para un potus, ya que no tiene mucha luz directa (normalmente) y, recibe más humedad que en cualquier otra estancia.

Dependiendo de cuanta luz directa reciban, sus hojas serán más o menos verdes. Cuanta más luz directa, más amarillas o blancas serán y menos fotosíntesis harán. La fotosíntesis solo se dará en las partes verdes de la hoja.

cuidar un potus- marta atram cuidar un potus- marta atram

Algo que va más allá de regar la planta cuando lo necesita, el tipo de tierra o fertilizante que utilices, es cómo la trates. Sé que sonará un poco loco, pero le gusta que le hables, que la trates bien. Al final, no deja de ser un ser vivo. Ella sabe que tú la cuidas y la quieres ver bonita, percibe el amor que le das y en función de eso, crecerá más o menos. Sé que puede sonar muy hippie, pero te aseguro que funciona. Yo cada día les doy los buenos días y buenas noches a mis plantas y les digo lo bonitas que están.

Espero que estos consejos te hayan sido útiles, no olvides que puedes dejarme un comentario en esta publicación, contándome cómo cuidas tu a tú pothos o, a través de mi instagram (@m.atram) me puedes enseñar cómo va evolucionando.



 

Quizás te interese:

Visitando el Real Jardín Botánico de Madrid

¡Si te ha gustado este artículo puedes compartirlo en tus Redes sociales o con tus amigos!

Share on pinterest
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on print
Puede que también te interese
propiedades de la cúrcuma - Marta Atram
Hace unos días os compartí la receta del cúrcuma latte y os prometí que os contaría más sobre las maravillosasSeguir leyendo
panini de berenjenas vegano
Este panini de berenjena vegano y sin gluten es una receta estrella. Nunca falla, os lo prometo. Es la versión másSeguir leyendo
Receta vegana y sin gluten. Sopa fría de melón y espárragos - marta atram
¿Soy la única a la que le gusta la sopa fría en verano? ¡Espero que no! Hoy quiero compartir con vosotros una recetaSeguir leyendo
Categorías

últimos vídeos

Deja una respuesta

Desgcárgate esta lista de la compra vegana y sin gluten con ideas de recetas gratis. ¡Está lista para imprimir!

♡